Afrontar un incendio en su coche

Los accidentes no avisan, solo aparecen en el momento menos esperado. Por lo tanto, es de mucha ayuda saber cómo enfrentar ciertas situaciones, por ejemplo ¿sabe qué hacer si su vehículo se incendia? Correr desesperadamente no le ayudará en absoluto. Lo correcto es tratar de mantener la calma y seguir algunas instrucciones para mantenerse seguro.

Cómo actuar ante un incendio del coche

Cuando un coche se incendia, una de las primeras cosas que hay que hacer es estacionarse tan pronto como se pueda, apagar el motor y que salgan todos los pasajeros. Es oportuno mencionar que en el motor hay diferentes líquidos inflamables, aparte del combustible; por tal motivo, es imperioso que se actúe de inmediato, si observa que el vehículo emite humo. Es muy probable que después aparezca el fuego, en cuyo caso deberá verter la carga del extintor en el origen del incendio.

Aunque el temor parezca dominarlo, trate de concentrarse en lo que hace para evitar salir lastimado. Que un coche explote en llamas, como en las películas, no es algo tan sencillo, aun cuando hay fuego. Si no posee un extintor o cualquier otro medio que logre apaga el fuego, lo ideal es mantener el capó cerrado para procurar que no se propague.

Pese a que parezca que el fuego en el motor podría ser muy peligroso, lo es más en el interior del habitáculo, debido a que la tapicería tiende a estar elaborada con materiales sintéticos que generan humo muy tóxico, si llegasen a arder. Además de hacer todo lo antes descrito, siempre debe llamar a los servicios de emergencia; no se confíe creyendo que otro ya lo ha hecho.

Cuando deba sofocar un incendio en el motor, debe abrir el capó con sumo cuidado. Asegúrese de apuntar bien la boca del extintor en dirección a la zona en llamas, en virtud de que la carga solo dura alrededor de unos 20 segundos. Al terminal se cierra el capo para impedir que el aire pueda reanudarlo.

Si el fuego está en el habitáculo, puede intentar apagarlo. Pero, si no tiene éxito, procure al menos cerrar las ventanillas y las puertas, y luego aléjese rápido para evitar inhalar esos gases tóxicos.

Una vez que todo haya terminado, debe revisar si el seguro (en caso de tener uno) cubre o no lo daños de un incendio. En caso de que tome la determinación de repararlo, podría reponer las piezas con repuestos de segunda mano. Contactar a una central de desguaces lo hace mucho más fácil, porque concentra empresas verificadas; incluso puede conseguir algunas especializadas en una marca específica, como desguaces renault.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies